Escuchar a cada empleado: respetar la diversidad, la equidad y la inclusión

Los resultados de nuestro informe de 2021 sobre las expectativas del empleado muestran que el porcentaje de comentarios de los empleados sobre el tema DE&I (diversidad, equidad e inclusión, por sus siglas en inglés) ha aumentado sustancialmente. Esto indica que los empleados esperan cada vez más que sus empresas adopten una postura clara sobre la DE&I, comuniquen nuevas iniciativas y escuchen a cada individuo en todos los niveles.

Image placeholder

El panorama de la diversidad, la equidad y la inclusión (DE&I) ha cambiado drásticamente durante estos últimos 12 meses.

En medio de una pandemia mundial, los actos de violencia contra miembros de la comunidad negra llevaron a una de las protestas internacionales más unificadas contra la injusticia racial de toda la historia. A pesar de las presiones de los confinamientos por todo el país, la gente se presentó y se hizo escuchar. A su vez, este movimiento sirvió como punto de inflexión para que las empresas reevaluaran su enfoque de DE&I y brindaran un mayor apoyo a su gente. 

Nuestro informe de 2021 sobre las expectativas del empleado reveló que el porcentaje de comentarios de los empleados sobre el tema DE&I aumentó en más de un tercio en 2020. Esto indica que los empleados esperan cada vez más que sus empresas adopten una postura clara sobre la DE&I, que comuniquen nuevas iniciativas y que escuchen a cada individuo en todos los niveles. 

Este nuevo informe, basado en un análisis de 30 millones de comentarios de empleados de 160 países, pone de manifiesto cuánto se ha acentuado la conversación sobre DE&I desde 2019.

En el primer análisis detallado de los insights revelados por nuestro informe de 2021 sobre las expectativas del empleado, discutimos la importancia del trabajo flexible a la hora de apoyar a los profesionales sanitarios. Ahora, estamos reflexionando sobre qué opinan los empleados de todo el mundo acerca de la DE&I en el lugar de trabajo y qué esperan de sus empresas de cara al futuro.

"Debemos hacer más y debemos hacerlo mejor. Debemos ser conscientes de la existencia de privilegios en la creación de procesos y políticas".

Rick Kershaw Senior HR Director Peakon, una empresa de Workday

Los empleados quieren sentir que les hacen caso en cuestiones sociales

Con la llegada de Internet y las redes sociales, comunicarse de forma rápida y eficaz con personas de todo el mundo resulta más fácil que nunca. Sin embargo, lo que esos medios y plataformas no suelen tener en cuenta es la oportunidad de un debate equitativo sobre la diversidad, la equidad y la inclusión. Para crear un entorno empresarial en el que los empleados puedan dar lo mejor de sí, las empresas deben crear espacios en los que se escuche a todo el mundo. 

En 2019, el número de comentarios de la encuesta relacionados con la DE&I aumentó un 19 %. En 2020, aumentaron un 38 % más, exactamente el doble. Estas cifras no solo enfatizan la importancia de crear espacios donde los empleados se sientan seguros compartiendo sus pensamientos sobre la DE&I, sino que también muestran que los empleados están hablando cada vez más sobre temas de DE&I.

Pero detrás de ese aumento está la tragedia y la rabia. Si analizamos el porcentaje de comentarios de los empleados en relación con el término 'desigualdad racial', la muerte de George Floyd el 25 de mayo de 2020 tuvo una repercusión significativa, que condujo a la globalización de los movimientos de justicia social. Solo una semana después de la muerte de Floyd vimos aparecer el primer ejemplo de "Black Lives Matter" en un comentario de un empleado. 

Se extraen dos conclusiones principales de esto. La primera es que las personas de color y sus aliados participan cada vez más en conversaciones sobre el racismo y la violencia que afrontan los grupos minoritarios insuficientemente representados. La segunda es que estas conversaciones ya no se dan solo en la vida privada de los empleados. Están sucediendo en el lugar de trabajo. 

Este fuerte aumento que se observa en los comentarios de los empleados sobre este tema muestra que estos quieren ser una parte activa de esa conversación, incluso en el trabajo. El modo en el que se responde como empresa es importante y se convertirá cada vez más en un factor decisivo en la implicación y la lealtad del empleado, así como en las decisiones de los candidatos potenciales para unirse a la empresa. 

La interseccionalidad es la clave del éxito 

Al considerar la forma de desarrollar las políticas de DE&I, es fundamental dar un paso atrás y tener en cuenta el panorama general. Tener capacidad de respuesta es esencial, pero ser reactivo es un error. Por eso, el mejor enfoque es uno interseccional. 

La interseccionalidad en el lugar de trabajo hace referencia al hecho de que los diferentes aspectos de una persona, como la raza, la clase, el género, la orientación sexual o la religión, están interconectados, y cómo esos aspectos se superponen en cada individuo dando forma única a los privilegios y desventajas a los que cada persona debe enfrentarse. En 2021, los empleados quieren que sus empresas empaticen con la totalidad de sus experiencias cotidianas. 

Mientras que el movimiento Black Lives Matter se centró especialmente en la desigualdad racial, la desigualdad de género siguió siendo una preocupación constante para los empleados en 2020. El tema de la "raza" apareció en el 25 % de los comentarios de DE&I del año pasado, mientras que el del "género" se mencionó en el 18 %. 

A la hora de considerar las necesidades de los empleados, hay que hacerlo en su conjunto e invertir en una estrategia que aborde la desigualdad en sus diferentes formas simultáneamente. La clave para esto es utilizar los datos para entender dónde está la interseccionalidad, escuchar periódicamente las necesidades únicas de todos los empleados y especificar a quién va dirigida una nueva política o estrategia. 

Su opinión sobre la diversidad, la equidad y la inclusión es importante

Es fácil sentirse abrumado ante la escala global de la injusticia racial y la desigualdad de género. Pero preguntarse "¿Qué puedo hacer?" es un primer paso importante. A menudo sus empleados quieren su compromiso sincero en temas de DE&I, del mismo modo que quieren ver que sus preocupaciones llevan a un cambio sostenido.

Palabras como 'Liderazgo' y 'Gestión' aparecieron en el 43 % de los comentarios de DE&I el año pasado, una señal de que algunos empleados están buscando más apoyo de sus líderes en este tema. No hay una señal más clara para actuar que ver a sus empleados pidiendo apoyo de forma activa a rangos superiores en la cadena de mando.

Como se ha mencionado anteriormente, es esencial que las acciones que realice no sean únicamente reactivas, sino que tengan en cuenta un cambio a largo plazo. Al observar la puntuación de implicación del empleado en la plataforma Peakon, podemos ver que el promedio global alcanzó su punto máximo en junio y julio, al mismo tiempo que las protestas por la justicia social del año pasado, antes de estabilizarse. 

En cualquier caso, es prometedor que de enero a diciembre las puntuaciones de DE&I todavía mostraran una tendencia ascendente. En general, las empresas tomaron nota de las expectativas cambiantes de sus empleados y tuvieron un rol más importante en la conversación global que en años anteriores. En lugar de centrarse en la percepción pública exterior, un problema común con la DE&I, las empresas prestaron más atención a satisfacer las necesidades de su gente. 

¿Y ahora qué? Bueno, es fundamental que las empresas incorporen la responsabilidad. Al vincular los objetivos de negocio con los objetivos de DE&I, nos aseguramos de que el progreso sostenible pueda afianzarse dentro de la empresa y que todo el mundo esté alineado en lo que representa un resultado compartido deseable. Dando un paso adelante y alzando la voz, todos podemos contribuir a impulsar un cambio sistémico positivo y sostenible.

Más lectura